Registrarse |
materna
Buscar
Página de Inicio
RecomendarFacebook Twitter Favoritos
Me gusta este artículo 69

Facebook

Twitter AddThis

Preguntas al Ginecologo (Segundo Trimestre)

El embarazo sigue en marcha, y es muy probable que la mamá se sienta mucho mejor ahora. De hecho, el segundo trimestre se reconoce como el "período de oro del embarazo" por muchas mujeres, que se sienten enérgicas y alegres en esta etapa (de la semana 13 a la 27). Pero la ansiedad de la mamá sigue estando en las ganas de saberlo todo acerca de ese hijo que crece dentro de ella.

  

El bebé se hace notar cuando alcanza los tres o cuatro meses de gestación, al menos en la mayoría de los casos. Es cierto que las mamás no primerizas suelen experimentar "la salida de su panza" antes, debido a que los tejidos abdominales ya están adaptados para estirarse más rápidamente. Pero casi todas las mamás encuentran emocionante el momento en que ese hijo se le muestra a ella –sólo a ella- con los primeros movimientos perceptibles. Estos se parecen a una sensación de burbujeo hacia los tres meses, y progresan hasta las famosas “pataditas” alrededor de los cinco o seis meses. 

En este período, muchas mamás dejan atrás los miedos inconfesados por una posible pérdida del embarazo (de hecho, algunas mujeres prefieren no contar la noticia del embarazo hasta haber cumplido ese período), y sienten la certeza de su maternidad, casi como una bendición. Se han “hecho a la idea”, sobre todo si el bebé vino sin preverlo, y empiezan a disfrutar del tiempo que falta para el nacimiento. Algunas preguntas que surgen tienen más que ver con el bebé que con la propia salud, al revés de lo que sucede en el primer trimestre, debido a que las náuseas y diversos malestares van desapareciendo.

 

Lo primero que las mamás quieren saber (aunque no suelen llevar esta pregunta al consultorio) es cómo es el bebé en esta etapa. A los cuatro meses, está cubierto por una gruesa capa de un vello fino llamado lanugo, y su corazón puede oírse claramente. A los cinco meses, comienza a formarse una capa protectora alrededor de la piel del bebé, llamada vernix caseosa, pero a los seis meses es cuando su carita adquiere forma reconocible: las cejas y pestañas aparecen, los pulmones se llenan de líquido amniótico y comienzan los movimientos respiratorios allí. Si la mamá canta o habla, su pequeño hijo puede escucharla.

 

Entre las preguntas más frecuentes al ginecologo en este segundo trimestre, están las siguientes:

 

¿Son normales los dolores en esta etapa?

 

Alrededor del cuarto y quinto mes, cuando el abdomen aparece de manera más notoria, algunas mujeres sienten dolor, incluso en la zona de la ingle. Esto se debe a que los músculos y ligamentos que sostienen el útero se expanden. Sin embargo, como medida de seguridad, se debe informar cuanto antes sobre cualquier dolor abdominal, ya que en algunos casos puede estar vinculado a problemas como el embarazo ectópico (fuera del útero).

 

Otro tipo de dolor que aparece es el localizado en la espalda. El ginecologo podrá indicar ejercicios y consejos sobre posiciones para aliviarlo, sobre todo buscando la mejor posición a la hora de dormir.

 

Otro problema de este período son los calambres. Aunque no se sabe con certeza su causa y algunos dicen que están vinculados a la falta de algún mineral, la experiencia indica que aparecen sobre todo por la noche y pueden despertar a la mamá de su sueño más profundo. En ese caso, pisar fuertemente el piso puede significar un alivio inmediato, que puede acompañarse por un masaje en la pierna para terminar de calmar el dolor.

 

¿Son necesarios los exámenes prenatales? ¿Cuáles?

 

 

El más habitual de los exámenes es la ecografía o ultrasonido. Respecto de la amniocentesis, se trata de un procedimiento para detectar –por la extracción de líquido amniótico a través del útero- si existen problemas cromosómicos. Esta prueba generalmente se ofrece a mujeres que tengan algo riesgo de tener un bebé con defectos genéticos, debido a antecedentes familiares o también si se trata de mujeres mayores de 35 años.

 

 

Otra prueba que suele indicarse es la de tolerancia de glucosa. Se emplea para detectar signos de diabetes gestacional.

 

¿Necesitan las mamás consumir más hierro?

 

 

Sí. Se puede desarrollar anemia si no se obtiene suficiente cantidad de este mineral clave. Pero hay que ser cauteloso, porque el exceso de hierro puede ser tóxico. Por eso, no debe tomarse más de la cantidad recomendada por el ginecologo.

 

¿Pueden mantenerse relaciones sexuales tranquilamente en este período?

 

 

Para las mujeres con embarazos normales y saludables las relaciones sexuales son perfectamente posibles durante todo el embarazo. Si, en cambio, se ha tenido abortos espontáneos, sangrado vaginal o presenta cualquier riesgo de que el embarazo se anticipe, debe consultarse sobre la conveniencia de tener relaciones.

 

Dado que los gatos están asociados a la presencia de toxoplasmosis, ¿debería cuidarme de no acercarme a ninguno?

 

 

No es necesario evitar el contacto con el gato de la familia (sí con los gatos desconocidos). Lo que sí debe evitarse es el contacto con las heces del gato propio o ajeno, que es donde se alojan los parásitos. Por eso, la mujer embarazada no debe ocuparse de la limpieza del gato o del lugar donde éste defeca. Para evitar el contagio de la toxoplasmosis también hay que evitar comer carne poco cocida, ingerir productos lácteos sin pasteurizar, cortar alimentos en la misma tabla en donde se cortó carne cruda y hacer trabajos de jardinería sin guantes.

 

¿Qué otras complicaciones pueden aparecer?

 

 

Las más dolorosas pueden ser las hemorroides e incluso las várices. Pero también son frecuentes las estrías.

 

 

Las várices de las piernas aparecen o se empeoran durante el embarazo porque el volumen de la sangre se incrementa y el tamaño del útero presiona las venas de la pelvis, lo cual incrementa la presión sanguínea en las venas de la pierna. Además, el aumento de la progesterona hace que las paredes de los vasos sanguíneos se relajen. La presión mayor puede darse en otro lugar venoso, tal como la vulva: es cuando aparecen las molestas hemorroides (venas del recto). El ejercicio físico diario (como caminar) es una buena manera de prevenirlas, aunque los factores hereditarios son también claves. De todas maneras, dado que el peso está vinculado con la mayor presión, mantenerlo controlado es otra forma de prevenir estas molestias. Un ejercicio adicional que ayuda, sobre todo, a aliviar el dolor, es levantar las piernas; también es mejor acostarse del lado izquierdo, ya que la vena cava está del derecho. Usar medias especiales, que ayuden a soportar el peso, es una medida de precaución muy útil también.

 

 

Respecto de las estrías, aunque también están vinculadas con la contextura hereditaria de la piel, pueden ser prevenidas con éxito con la aplicación diaria de una buena crema rica en vitamina A.

 

¿Cuándo comenzar con las clases preparatorias para el parto?

 

Este segundo trimestre es un buen momento, aunque no es necesario hasta cumplido el sexto mes. De todas maneras, el contacto con otras mamás que viven la misma realidad, y la posibilidad de sacar afuera las dudas y las vivencias personales con iguales, puede ayudar a la mamá a sentirse contenida y encarar con más información y serenidad el resto del embarazo. Sin embargo, para algunas mujeres (sobre todo primerizas), este encuentro es vivido como sobrecarga de información y puede alentar ansiedades y miedos que no se le habían ocurrido. Si este es el caso, conviene encontrar un espacio donde las mamás compartan una preparación más positiva, en el momento adecuado, en vez de anticipar problemas que lo más seguro es que no ocurran.

 

 

 

Nota supervisada por el Equipo Médico de Mamashelp

 

 

Volver - mundomaterna.com



Comentarios
Los comentarios escritos por ustedes serán respondidos personalmente a sus casillas de mail.

Debe estar logueado/a para enviar un comentario.


Copyright 2014 materna | Todos los derechos reservados
Contacto Contacto | Página Inicio Página Inicio | Recomendar materna
Seguinos en:
POWERED BY Logo Proximitas