Registrarse |
materna
Buscar
Página de Inicio
RecomendarFacebook Twitter Favoritos
Me gusta este artículo 1

Facebook

Twitter AddThis

¿Qué son el calcio y el fósforo?

El calcio y el fósforo son dos minerales imprescindibles en la alimentación de todos los días y para la salud ósea de la población. Nutricia Bagó explica ¿Por qué son tan importantes?

 

El calcio es el mineral más abundante del cuerpo humano. El mayor porcentaje del calcio que se encuentra en el cuerpo humano (95%) se ubica en el hueso, y junto con el fósforo forman un complejo que le proporciona dureza a los huesos y dientes.

 

El 5% restante del calcio cumple otras funciones en diferentes lugares del cuerpo: interviene en la contracción de los músculos, actúa en la coagulación de la sangre, participa en funciones muy importantes del sistema nervioso, y muchas otras más.

 

A lo largo de la vida, con el crecimiento y el aumento de peso existe un acrecentamiento del calcio corporal que permite alcanzar alrededor de la tercera década de vida el valor máximo de masa ósea (hueso); esta masa se mantiene estable hasta que a partir de los 50 años comienza a disminuir. 

 

El valor máximo alcanzado por esta masa ósea también condiciona la pérdida de hueso a partir de los 50 años, y si las pérdidas son muy elevadas puede producirse osteoporosis.

 

Hay otros factores que influyen en la conformación de la masa ósea: genéticos, hormonales, y la actividad física; además de la ingesta de calcio.

 

El fósforo, forma parte del hueso y tiene otras funciones esenciales en el organismo: participa en las reacciones de formación de energía a partir de los alimentos, forma parte de grasas (fosfolípidos) que son esenciales para las membranas de las células del cuerpo, es componente del material genético del organismo, y participa como cofactor en diversas reacciones enzimáticas.

 

Entonces para lograr una correcta salud de los huesos es necesario realizar una ingesta adecuada de calcio.

 

Los alimentos fuente de calcio son la leche de vaca y algunos de sus derivados: yogur y quesos. Los quesos untables no tienen un buen aporte de calcio. También, hay que recordar que la manteca y crema, a pesar de ser derivados de la leche, contienen mínimas cantidades de este mineral.

 

La leche de vaca en general tiene menor contenido de calcio que la leche humana, y una relación calcio/fósforo baja, que no favorece la absorción del calcio. Razón por la cual la leche de vaca entera no es aconsejable para los bebés durante el primer año de vida. La alimentación ideal durante los primeros 12 meses es la leche humana, debido a que tiene la relación calcio/fósforo ideal. Pero si la lactancia materna no es posible, a las fórmulas infantiles para lactantes y/o niños se les realizan modificaciones para mejorar el contenido de calcio y la relación calcio/fósforo, y favorecer la absorción de este importante mineral.

 

Otros contenidos sobre nutrición:

 

-La alimentación diaria de los recién nacidos 

 

-Alimentación durante el segundo semestre de vida: ¿leche de vaca entera?

 

-El Zinc

 

-¿Qué son los hidratos de carbono?

 

-La Vitamina C

 

Volver - mundomaterna.com



Comentarios
Los comentarios escritos por ustedes serán respondidos personalmente a sus casillas de mail.

Debe estar logueado/a para enviar un comentario.


Copyright 2014 materna | Todos los derechos reservados
Contacto Contacto | Página Inicio Página Inicio | Recomendar materna
Seguinos en:
POWERED BY Logo Proximitas